Lingua   

Coplas de las medallas

Judith Reyes
Lingua: Spagnolo



Testo ripreso da Tlatelolco en la canción comprometida.
Dall’album “Canciones del 68"
Letra/Testo: Judith Reyes
Música/Musica: Judith Reyes

"Corrido" scritto da Judith Reyes prima della giornata del 2 ottobre 1968 che si concluse con il massacro di Tlatelolco. Stavano per iniziare le Olimpiadi messicane, che, come tutte le Olimpiadi, il governo di quel paese aveva inteso come potente mezzo propagandistico per mascherare una realtà sociale esplosiva. La quale esplose, puntualmente, proprio alla vigilia dei giochi, con una strage terrificanti di studenti inermi. In questa canzone, la grande Judith Reyes distribuisce, ancor prima della strage, le medaglie della vergogna a tutto il governo messicano impegnato nella repressione. Ma la rivolta di quell'anno indimenticabile non risparmiò le Olimpiadi vere e proprie. Lo vogliamo ricordare con un'immagine simbolo, una delle foto più famose del XX secolo. Gli atleti afroamericani Tommie Smith e John Carlos, rispettivamente medaglia d'oro e di bronzo nei 200 metri piani, salgono sul podio per la premiazione indossando calze nere e un guanto nero ciascuno. Carlos ha una collana africana con le perline, Smith una sciarpa nera. Tutti gli atleti sul podio, anche l'australiano Peter Thompson, medaglia d'argento, hanno un distintivo che recita Olympic Project for Human Rights. Dopo avere ricevuto le medaglie, Smith e Carlos alzano i pugni col guanto nero e abbassano la testa mentre viene eseguito l'inno degli Stati Uniti.

Mexico 68. Tommie Smith e John Carlos.
Mexico 68. Tommie Smith e John Carlos.
Ahí vienen las Olimpiadas
y podremos comenzar
a repartir las medallas
más olímpicas que hay.
La del servilismo abyecto
bien la puede merecer
el diputado Farías
que la pase a recoger.

Año del sesenta y ocho
todo es posible en la paz,
aparte las Olimpiadas
¿qué otras cosas quieren más?
Así es como lo decía
ustedes recordarán,
ametralladora en mano
Marcelino Barragán.

Hay uno que por treinta años
siendo Charro Nacional
trafica los intereses
en materia sindical.
Para golpear estudiantes
brigadas de choque;
por eso a Fidel Velázquez
hasta lo colgara yo.

Se dijo de una conjura
y el susto que me llevé;
aprehendieron a Fausto Trejo,
a Revueltas y a Marcué.
Unos dicen que es la CIA
otros que Fidel llegó,
y mientras que se investiga
Lombardo se nos murió.

Que Vicente Méndez Rostro
es nefasto Director
y en nuestras Preparatorias
tienen implantado en terror.
Aunque es un bagatela
el rostro le he de escupir
porque tiene facha de hombre
pero sólo es un reptil.

Medalla a la ignominia,
esa ¿a quién se la daré?
si quieren que se la demos
se la damos a Massieu.
Guillermo Massieu se llama
y sólo por lo que oí
se me hace y se me figura
que es el más chiva del PRI.

Hay una medalla negra
y esa es la del deshonor,
con gusto se la daremos
a nuestro Procurador.
Para Julio Sánchez Vargas,
oprobio de la Nación,
la medalla del violeo
de nuestra Constitución.

Elí de Gortari es preso
por lo que pueda agitar,
como Armando Castillejos
y Adelita Salazar.
Y la fiera se desata
con regocijo oficial
cuando a Cabeza de Vaca
pretendieron fusilar.

La medalla del sadismo
esa es para otro señor
que es el general Toledo
petulante y hablador.
Dice que su sangre riega
por salvar a la Nación,
pues que el batallón Olympia
se la beba en botellón.

Para Martínez Domínguez
una medalla escogí,
la medalla del descaro
para el gerente del PRI.
Solapa los malandrines
porque malandrines son
esos que venden por kilos,
kilos de Revolución.

Político y millonario,
licenciado y general,
a punta de granaderos
manda aquí en la capital.
Merece que lo llevemos
a un juicio popular
y que a palos le quitemos
la Corona del Rosal.

Medalla del disimulo
para el gran hipocritón
que aspira a la Presidencia
por sentirse muy gallón;
diez burros lo corretearán
adentro de un corralón,
a don Luis Echeverría,
jefe de Gobernación.

Con un gobierno como este
no puedo colaborar,
un embajador lo dijo
a tiempo de renunciar.
Por limpio, digno y valiente,
paloma le llevarás
la medalla del cariño
que da el pueblo a Octavio Paz.

¡Ay, qué altas van tus banderas
Movimiento Estudiantil!
Yo vengo de Topilejo
y tengo mucho que decir.
Por eso blanca paloma,
si aún pudieras volar,
nos vemos en Tlatelolco
donde el mítin va a empezar.

inviata da Riccardo Venturi - 6/8/2006 - 22:11



Pagina principale CCG

Segnalate eventuali errori nei testi o nei commenti a antiwarsongs@gmail.com




hosted by inventati.org